Terminar para empezar o vivir con objetivos

1
417
Vivir con objetivos

Para muchos una obligación, para otros algo de lo que nunca han escuchado hablar. Terminar para empezar quiere decir muchas cosas, entre otras, que has iniciado algo y mis máximos respetos para los que inician algo, los que viven con objetivos y pelean por ellos.

Podemos hacer una lista de por qué es necesario vivir con objetivos.

  • Te permite estar activos.
  • Te hace ser valiosos con nosotros mismos.
  • Estarás motivado durante el tiempo hasta que lo consigas.
  • Aprenderás cosas que nunca habías imaginado. El camino hasta cumplirlo es enriquecedor.
  • Te equivocarás varias veces y cada vez que lo hagas serás más potente.
  • Conseguirás ir subiendo niveles, crecerás como persona, como profesional o como deportista. Cada vez vas a querer un poco más.
  • Vas a cambiar la manera de ver el mundo a tu alrededor. Quizás serás más exigente, te rodearás de gente con ambiciones, con talento.
  • Serás justo la persona que siempre has querido ser. El que va por objetivos sabe dónde quiere llegar y sino lo sabe, al menos sigue un camino.

Pero no lo es todo. Un objetivo está muy bien darle forma, enfocarlo, pero hay que esforzarse hasta conseguirlo. No es fácil, nadie te ayudará, está en tus manos, tu esfuerzo, tu perseverancia. Sólo depende de ti y eso no es algo que nos enseñen cuando estudiamos. Tiene que ver con la persona, con sus principios, con sus raíces. No hay nada más bonito que crear esas raíces, en definirlas y en definirte. Si superas todos estos obstáculos siempre con la cabeza alta, estarás listo cara cumplir tu sueño, tu objetivo.

Y cuando lo hayas hecho, quizás vas a querer más. Sí, suele ser inevitable. Terminar para empezar o vivir para “complicarnos la vida”. Para querer más, para seguir soñando, para ser mejores personas, más profesionales, para salir victoriosos de nuestras batallas… pero sobretodo, por intentarlo, una y otra vez. Ve a por tus miedos y machácalos. Diles que tú eres quien mandas y que nada hará que lo intentes.

Photo Credit: Sem Vandekerckhove

  • Joan

    Molt bé Jordi, segueix sempre com ara i no canviïs, per mi es un orgull.