Para cuando nos queramos dar cuenta, es demasiado tarde. Con esta frase he querido empezar este artículo sobretodo, porque define a la perfección el significado del estancamiento en una compañía.

Todos hemos visto grandes compañías que se mantienen por el cojín de su pasado, por haber hecho las cosas bien o por haber sabido encontrar la oportunidad cuando otros no la vieron. Esto suele ocurrir en prácticamente todos los sectores. De hecho, el sector no tiene la culpa, el sector evoluciona de la misma manera que las personas también lo hacemos, las tendencias, los hábitos, la tecnología…

La culpa de que pequeñas, medianas o grandes compañías se estanquen, tiene que ver con los directivos de cada una de ellas. El conformismo, el pensar que; “para qué voy a hacer algo que no sé si funcionará si mi negocio ya factura lo suficiente para cubrir gastos”.

Existen muchas formas de no estancarse, pero hay tres claves que deben ir implícitas. La actitud, la ambición y el inconformismo de las personas que están en el cargo. Nosotros, en JEVNET, vivimos en un ecosistema cambiante y de nueva creación -hace 15 años no existían muchas agencias de Marketing Digital- por lo que vivimos en la constante evolución del servicio que ofrecemos. Las empresas en este sector, deben saber vivir con la obligación de estar al día en todo lo que ocurra en la publicidad digital.

Pero no sólo eso. También hablamos de estancamiento de negocio. Lo que tiene que ver con ofrecer siempre lo mismo, aunque la compañía esté a la última en la innovación de los canales en los que trabaja. Lo que tiene que ver con el conformismo, de lo que un día costó tanto construir y de lo que conoces perfectamente del sacrificio para crear nuevas verticales dentro tu ecosistema de negocio. Esto nos puede llevar claramente a un estancamiento de negocio.

La complementación de servicios debe ser el ápice del crecimiento de una compañía y, a priori lo más sencillo de crear. Os pondré el caso que vivimos en JEVNET para que os ayude a entender de lo que estoy hablando.

Llevamos 5 años posicionados y consolidados en ámbito Nacional como una agencia especializada en la gestión de inversiones publicitarias en medios digitales o, lo que es lo mismo, especializados en gestión en Paid Madia (SEM y Social Ads). En este punto, tenemos dos opciones:

  1. Seguir creciendo en esta vertical de la que todavía hay muchísimo por hacer y de la que sólo por su estado cambiante nos hace dedicar una parte importante de nuestro tiempo en formación.
  2. Hacer la primera opción y dar un paso en inversión, dedicación y recursos para consolidar una segunda vertical (inbound Markerting) de la que hace unos años la estamos ofreciendo, pero sin ninguna estrategia de crecimiento.

Sin duda, el punto 2 es el elegido y somos conscientes de lo que nos va a dedicar. Pero es la evolución, el crecimiento y la consolidación de nuestra visión como empresa. Sabemos y todos entendemos que lo práctico sería quedarnos con el punto número 1, pero también sabemos que esto nos puede llevar a que en unos años nos quedemos muy atrasados en la necesidad que pueden tener los proyectos en los que trabajamos.

Queremos abarcar y ganar terreno digital para dar soluciones más globales a nuestros clientes, pero no sólo lo hacemos por esa razón. También es necesario conocer el entorno digital al completo para que la compañía pueda seguir el ciclo. Quizás el día de mañana no hablamos de Inbound Marketing o de SEM, pero el simple hecho de estar, nos hará pivotar hacia las nuevas estrategias de Marketing Digital más fácilmente.

Aunque soy un claro defensor y practicante del método Lean de Eric Ries, también hay que tener en cuenta que el lanzamiento de un servicio nuevo que complemento a otro en una compañía, requiere de mucho estudio y análisis de sectores, competencias y un plan de negocio con objetivos claros a corto, medio y largo plazo que te haga estar siempre enfocado hacia la dirección correcta.

No estoy diciendo que sea fácil, estoy hablando de tener aspiraciones, de tener muy claro en todo momento qué quieres ser de mayor y sobretodo, de actuar y poner en práctica. También e importante, para crear una cultura de empresa y que el día de mañana, nuestros predecesores hayan aprendido que para mantenerte no te debes conformar/acomodar.